domingo, 14 de julio de 2013

Las novias de mis amigos.

Me arde la sangre cuando un amigo se echa novia y deja de ser una persona para ser media. Ya no hay una conversación entre nosotros sino media, la única que yo aporto. Y las medias miradas de ellas (las novias) son terroríficas. Cuando un buen amigo se enamora de una de esas chicas a las que les gusta todo lo que ellos hacen la amistad parece reducirse a la mitad. Ya no te invitan ni a una caña y cuando te dan dos besos al saludarte saben a mucho menos (a la mitad seguramente).

Me siento una completa gilipollas porque cuando lo dejan vuelve a ser los mismos y yo hago como si nada. Creo que ya no más. A diario tengo el deseo inmoral y reprobable de acabar con ellas.  

La cosa cambia cuando ellas no saben que yo estoy ahí; si ellas no tienen ni idea ellos se comportan normalmente. ¿Se puede saber qué pasa? Con mis amigos gays esto no pasa, ¿me explica alguien por qué?